Así son los nuevos Samsumg Galaxy S7

Dos móviles y un lanzamiento inesperado. La séptima generación de la saga Galaxy S y la primera de un producto completamente nuevo para Samsung: una cámara de 360 grados que se controla con el móvil y que se llama, cómo no, Gear 360. Esas son las armas que el gigante coreano ha puesto sobre la mesa del Mobile World Congress de Barcelona para afrontar este 2016. [Comparativa entre S7 y S6]

Los dos móviles, el Galaxy S7 y el Galaxy S7 Edge, tienen prácticamente las mismas prestaciones, aunque diferente tamaño. El S7, en efecto, incorpora una pantalla de 5.1 pulgadas, mientras que la del S7 Edge crece hasta las 5.5 pulgadas y tiene los bordes curvos. Dos estilos diferentes, pues, para lucir casi casi el mismo teléfono.

Estéticamente, ambos terminales son muy parecidos a los anteriores S6 y S6 Edge. Solo un usuario experto y muy acostumbrado a Samsung sería capaz de diferenciar entre ambas generaciones. Paneles súper Amoled con calidad QHD, metal y cristal por ambas caras, Gorilla Glass 4 para protegerse de golpes y arañazos, bordes redondeados… Pero ahí, en el primer vistazo superficial, se acaban las similitudes, ya que los nuevos Galaxy S7 derrotan a los modelos de la generación anterior prácticamente en todos los terrenos.

Resistentes a agua y polvo

En primer lugar, los dos nuevos terminales llegan con la certificación IP68, lo que significa que son resistentes al polvo y al agua. De hecho, podremos enterrarlos en la arena o sumergirlos hasta un metro de profundidad durante un tiempo máximo de treinta minutos sin que ningún componente interno resulte dañado. Una característica que hasta ahora era prácticamente exclusiva de los terminales de Sony. Y en segundo lugar, la buena noticia de que Samsung ha decidido recuperar la posibilidad de ampliar la memoria del dispositivo con tarjetas MicroSD, algo que en los Galaxy S6 se había perdido. En esta ocasión, la firma coreana ha optado por una bandeja doble (en una única ranura), en la que podemos colocar tanto la tarjeta nano Sim como la de memoria externa.

Por dentro, tanto el S7 como el S7 Edge montan el poderoso procesador Exynos 890, el ultimo chip desarrollado por Samsung. Se trata de un octacore con cuatro núcleos a 2.4 Ghz y otros cuatro a 1.6 Ghz y que cuenta con funciones avanzadas para limitar el consumo de batería al mismo tiempo que acelera y aumenta el rendimiento. Eso, junto a los 4 GB de memoria RAM, significa que nos encontramos, sin duda alguna, ante dos de los terminales más ágiles y potentes de este año.

Mayor batería

En cuanto a batería se refiere, el S7 incorpora una de 3.000 miliamperios, mientras que el Galaxy S7 Edge, más grande, luce una algo mayor, de 3.600 miliamperios. El fabricante asegura que, en ambos casos, podremos estar entre trece y quince horas seguidas reproduciendo vídeos en calidad HD. O, con un uso más normal, pasarrnos dos dias completos sin necesidad de acercarnos a un enchufe.

Los dos «smartphones», por supuesto, cuentan con un sistema de carga rápida y ofrecen la posibilidad de limitar el consumo apagando algunas funciones no esenciales, o activando la modalidad de máximo ahorro, que corta de raíz la mayor parte de las conexiones, baja al mínimo la resolución de la pantalla y nos garantiza más de doce horas de funcionamiento (eso sí, bajo mínimos y solo haciendo lo esencial) con apenas un 10% de batería.

Tanto el S7 como el S7 Edge están equipados con la función «Always On» que permite que incluso con la pantalla apagada podamos ver, a nuestra elección, un reloj, el calendario, las notificaciones o un dibujo. A pesar de que el «display» está siempre encendido, prácticamente no consume batería ya que, a diferencia de la pantalla completa, el sistema solo enciende los píxeles necesarios para mostrar la opción que hayamos elegido.

Mejorada versión Edge

Otra novedad importante está en la gran mejora experimentada por Edge, la pequeña franja vertical de pantalla con la que Samsung aprovecha la curvatura del panel para mostrar algunas notificaciones e iconos de apps o contactos favoritos. Ahora Edge UX es más amplia y grande, y si deslizamos el dedo desde el borde de la pantalla curva hacia el centro del terminal veremos que se extiende hasta ocupar un tercio de la pantalla principal, lo que permite tener acceso a muchas más acciones y aplicaciones. Y tambiéna las herramientas rápidas (Quick Tools) que nos permite activar y desactivar la linterna, mostrar una brújula o incluso una regla en esa zona de la pantalla.

Pero quizá el mayor de los esfuerzos de actualización llevados a cabo por Samsung sean los que tienen que ver con la cámara. Resulta curioso ver cómo, aunque el número de megapixeles del sensor baja hasta 12, la calidad de las imágenes y su brillo aumentan de forma espectacular. La razón está en el Dual Pixel Sensor, que combina pixeles de 1.2 nanómetros con otros de 1.4 nanómetros, un 56% más grandes que los usados en los sensores de la anterior generación y capaces, por lo tanto de absorber mucha más luz. Y es que la nueva cámara supera a la anterior, que ya era excelente, prácticamente en todos los parámetros. Desde un 95% más de brillo a un un auto enfoque que es cuatro veces más rápido que el del S6 en entornos de poca luz y dos veces más rápido en ambientes bien iluminados.

El nuevo procesador también consigue que el terminal tenga hasta un 85% más de rendimiento que los modelos anteriores a la hora de ejecutar juegos, y reduciendo además su consumo. Es decir, podremos jugar durante más tiempo, sin saltos ni interrupciones, y con un rendimiento mucho mayor incluso en los juegos más exigentes. Completan el abanico los sistemas de pago «online» Samsung Pay, que este año se podrá usar también en España, y Knox, el sistema de seguridad de Samsung que permite el uso de aplicaciones profesionales y que ha sido certificado por los gobiernos de un buen número de países.

samsung_galaxy_s7--620x349

La revolución de las “ojos” de nuestros smartphones.

Pasos importantes se han dado en la calidad de los sensores fotográficos de los teléfonos móviles inteligentes. La exigencia de la demanda por tener en sus bolsillos cámaras cada vez potentes han hecho que los fabricantes y desarrolladores de componentes pongan más atención a los nuevos «ojos» de las nuevas tecnologías.

Una investigación de la Universidad de Utah publicada en «Scientific Reports» ha permitido lograr un hito importante, que podría repercutir a nivel comercialen los próximos años. Los científicos han creado una lente totalmente plana que es hasta diez veces más delgada que un cabello humano. Por supuesto, infinitamente más finas que las existentes actualmente en las cámaras digitales o dispositivos móviles. Este avance permitirá en cinco años, a su vez, ayudar en la fabricación terminales aún más ligeros.

Los ingenieros han desarrollado un nuevo método sin que por ello pierda calidad de imagen, ya que en los ensayos este tipo de lentes son capaces de enfocar en un solo punto como funciona el sistema de producción de imagen. Para conseguirlo, los científicos se han basado en el principio de la difracción, en el que la luz se desvía en contacto con una serie de microestructuras en la curvatura de la lente.

Con el fin de capturar una imagen fotográfica desde una cámara los diferentes colores de la luz deben pasar a través de las lentes mientras convergen en un punto en el sensor de la cámara, un comportamiento que se da también en la retina del ojo. Para lograr la refracción, las cámaras suelen utilizar una seriede lentes curvadas superpuestas con el fin de concentrar todos los colores de la luz en un solo punto.

Los investigadores han encontrado una manera de diseñar una lente plana ultra-delgada mediante el uso de la difracción. «En la naturaleza, vemos este comportamiento cuando nos fijamos en ciertas alas de las mariposas. El color de las alas viene de la difracción», señala Rajesh Menon, ingeniero y miembro del equipo que dirigió el estudio, en declaraciones a «The Guardian».

Los investigadores han utilizado algoritmos creados especialmente para calcular la geometría de una lente para conseguir que diferentes colores puedan pasar a través y centrarse en un solo punto. De esta forma, los científicos, sin embargo, han logrado reducir así la curvatura de las ópticas tradicionales para lograr «nuevas oportunidades». El resultado se denomina «lente super-acromática», que puede estar fabricada en cualquier material transparente como vidrio o, incluso, plástico.uath--620x349

Reconocimiento facial para saber nuestro estado de ánimo

La firma tecnológica Bismart, liderada por el emprendedor Albert Isern y especializada en Big Data, presentará en el Mobile World Congress Bismart Face and Emotion Recognition, una aplicación única en el mundo basada en la nube de Microsoft. Incluye un asistente digital personal que permite interactuar con esta tecnología de inteligencia artificial de una manera natural.

El objetivo de es nuevo proyecto es convertir en información de valor aquellos datos que hasta ahora no se sacaba provecho. Tal y como recuerda la compañía, cada vez son más las empresas e instituciones que van en busca de patrones de comportamiento ocultos en los datos y que no son visibles al analista para, entre otros motivos, descubrir nuevos segmentos de clientes, contribuyentes, o identificar comportamientos de compras. .

Bismart Face and Emotion Recognition es como un «fotomatón inteligente» capaz de identificar y detectar, en tiempo real, las emociones a través de la expresión facial. El funcionamiento es sencillo: escanea la cara de la persona y en función de la edad y su expresión facial devuelve un conjunto de 8 estados emocionales asociados a la cara de la fotografía. El «software» reconoce las diferentes emociones como por ejemplo enfado, desprecio, asco, miedo, felicidad, neutralidad, tristeza y sorpresa.

El sistema realiza el escaneo de la imagen y efectúa el reconocimiento facial. Gracias a los algoritmos de inteligencia artificial creados por Bismart, se devuelve un tarjetón-informe que recoge el análisis facial y la prescripción de la acción a realizar para mejorarlo, ya sea un masaje relajante, visitar la Casa Batlló, o hacer la Ruta Gastronómica del Jamón con un 50% de descuento.

Algunos de los ejemplos de este reconocimiento son: «Oye, estás tan estresado que tienes que olvidarte del mundo por un rato en el spa más relajante de Barcelona» o «Eres joven y feliz, disfruta de la vida nocturna de Barcelona, no te pierdas la discoteca de moda!».

En palabras de Albert Isern, CEO de Bismart, «las personas que nos visiten el stand podrán disfrutar de esta experiencia. A partir de una fotografía que nos hará el dispositivo en directo, la máquina realizará un reconocimiento facial y detectará las emociones y edad y ofrecerá recomendaciones inteligentes para disfrutar de la mejor experiencia en la ciudad».

Emotion_recognition03--620x349

 

Un smartphone que tan solo cuesta 3 euros; el más barato del mundo.

Ya está a la venta el smartphone más barato del mundo. La compañía india Ringing Bells, de recietne fundación, ha presentado este miércoles el Freedom 251, un modelo que solo costará 251 rupias indias, unos 3,30 euros.

El dispositivo, que se podrá adquirir a partir de mañan jueves a la 1.30 de la mañana (hora española peninsular) una página web creada exclusivamente para el producto, fue presentado al público en un evento en Nueva Delhi.

El teléfono cuenta con una pantalla IPS de 4 pulgadas con resolución qHD, un procesador de cuatro núcleos que funciona a 1,3 gigaherzios, 1 giga de memoria RAM y 8 de memoria interna –ampliables a 32 gigas con una tarjeta Micro SD–.

 Según la página web del Freedom 21, tiene una batería de 1.450 miliamperios e integra una cámara posterior de 3,2 megapíxeles con enfoque automático y otra frontal de 0,3 megapíxeles.

La compañía asegura que el móvil, que funciona con sistema operativo Android 5.1 Lollipop, viene con garantía de un año, que se reduce a seis meses en el caso de la batería y el cargador, y a tres meses para los auriculares.

Con base en la ciudad septentrional de Noida, Ringing Bells fue establecida en 2015 y se encuentra en plena expansión con la búsqueda de distribuidores en cada uno de los más de 600 distritos de la India, según datos de la compañía. Su página web cataloga únicamente tres modelos de teléfonos, todos ellos agotados, y uno de cargador de baterías.

smartphone-barato-india--620x349

Apple se niega a la petición de EEUU de hackear los iPhone por seguridad.

Un acceso privilegiado para acceder a la vida de las personas. Tim Cook, consejero delegado de Apple, ha respondido con una negativa a la solicitud del FBI en su requerimiento para poder acceder al iPhone utilizado supuestamente por uno de los autores del tiroteo de San Bernardino(California), Syed Farook, que provocó la muerte de 14 personas a principios de diciembre. «El gobierno de Estados Unidos nos ha pedido algo que simplemente no podemos y es algo que consideramos demasiado peligroso. Nos han pedido construir una puerta trasera para el iPhone», denuncia.

El máximo responsable de la firma americana ha asegurado que no construirá una «puerta trasera» para acceder a los datos personales de los iPhones. En una carta dirigida a sus clientes, Cook se ha opuesto a la petición de juez federal Sheri Pym, que exigió este martes a Apple que prestar ayuda al Gobierno de EE.UU. para infiltrarse en un terminal mediante el empleo de un software que permite que el FBI pueda romper el sistema de cifrado y seguridad existente en el iPhone.

«El gobierno de los Estados Unidos ha exigido que Apple dé un paso sin precedentes que amenaza la seguridad de nuestros clientes. Nos oponemos a esta orden, lo cual tiene implicaciones que van más allá del caso legal», denuncia en la misiva. «Nos quedamos impactados e indignados por atentado en San Bernardino. Lamentamos la muerte de numerosas personas y queremos justicia para todos aquellos cuyas vidas se han visto afectadas. El FBI nos pidió ayuda en los días posteriores al ataque y hemos trabajado duro para ayudar al gobierno a resolver este horrible crimen. No tenemos ninguna simpatía por los terroristas», señala.

 «Tenemos un gran respeto por los profesionales del FBI y creemos que sus intenciones son buenas. Hasta este punto, hemos hecho todo lo que está en nuestra mano dentro de la ley para ayudarles. Pero ahora, el gobierno de Estados Unidos nos ha pedido algo que simplemente no podemos y es algo que consideramos demasiado peligroso. Nos han pedido construir una puerta trasera para el iPhone», lamenta. «El Gobierno de EE.UU. está pidiendo a Apple hackear nuestros propios usuarios».

«En concreto, el FBI quiere tener una nueva versión del sistema operativo del iPhone, eludiendo así varias características de seguridad importantes e instalarlo en un iPhone recuperado durante la investigación. En las manos equivocadas, este software -que no existe actualmente- tendría el potencial para desbloquear cualquier iPhone en posesión física de alguien», asegura.

«Los teléfonos inteligentes se han convertido en una parte esencial de nuestras vidas. Las personas los utilizan para almacenar gran cantidad de información personal, desde conversaciones privadas a fotos, música, notas, y contactos, incluso dónde hemos estado y hacia dónde vamos», escribe Cook, al tiempo que pide que esa información «necesita ser protegida de los hackers y delicneuntes».

38138007--620x349