La compañía surcoreana Samsung inauguró en el norte de la India la bautizada como «la fábrica de móviles más grande del mundo», donde producirá 120 millones de unidades al año en un proceso de expansión que completará en 2020.

El acto inaugural en la ciudad de Noida, limítrofe con Nueva Delhi, estuvo encabezado por el primer ministro indio, Narendra Modi, el presidente surcoreano, Moon Jae-in, que se encuentra de visita oficial, y el director ejecutivo de Samsung India, HC Hong. «Nuestra fábrica de Noida, la fábrica de móviles más grande del mundo, es un símbolo del fuerte compromiso de Samsung con la India, y un brillante ejemplo del éxito del programa del Gobierno ‘Fabrica en la India’», afirmó Hong, según un comunicado de la compañía.

El directivo de Samsung destacó además que esperan ir un paso por delante del programa «Fabrica en la India» destinado a fomentar la producción local, y que con el aumento de la capacidad de la planta en Noida podrán fabricar móviles «para el mundo». La compañía surcoreana, que inició la producción de teléfonos móviles en la India en 2007, espera dar el salto en dos años de las 68 millones de unidades que fabrica en la actualidad en Noida, hasta las 120 millones de unidades en 2020 tras ampliar la planta de producción hasta los 129.000 metros cuatros.

En su intervención, Modi destacó la inversión de 50.000 millones de rupias (unos 730 millones de dólares) en la ampliación de la planta de producción de Samsung en Noida, algo que ayudará a la India a seguir avanzando en su objetivo de convertirse en un «centro mundial de producción», según un comunicado del Gobierno indio.

1408279387-kNFB--620x349@abc