Archivos por Etiqueta: app

Oracle se convierte en el proveedor tecnológico de «TikTok»

Oracle ha alcanzado un acuerdo con ByteDance, compañía propietaria de la popular «app» TikTok, para convertirse en su «proveedor tecnológico de confianza». Así lo ha confirmado la firma de software empresarial a través de un escueto comunicado. Según el acuerdo, que fue filtrado el pasado domingo por varios medios estadounidenses, la aplicación de videos musicales no pasará a ser propiedad de Oracle en Estados Unidos, como se esperaba en un primer momento. Por el contrario, la empresa de software norteamericana se limitará a dar soporte tecnológico en la nube a la plataforma y, de este modo, se convierte en un importante socio de ByteDance. La alianza busca mejorar la imagen de la compañía china en Estados Unidos y servir como garantía de que los datos de los usuarios no corren riesgo de caer en manos del Gobierno asiático.

El secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, reconoció esta misma mañana en una entrevista con CNBC que el acuerdo será revisado a lo largo de la semana semana antes de presentárselo al presidente de Estados Unidos, Donald Trump. «Desde nuestro punto de vista, tendremos que asegurarnos de que sea, uno, seguro, que los datos de los estadounidenses estén seguros, que los teléfonos sean seguros y buscaremos tener conversaciones con Oracle en los próximos días», afirmó Mnuchin al medio estadounidense.

Cabe recordar que el Gobierno norteamericano lleva semanas presionando a ByteDance para que venda sus operaciones en el país o lo abandone. Según el Ejecutivo, TikTok es una amenaza para la seguridad nacional por sus vínculos con China y por la legislación sobre privacidad del país asiático. Ahora el Gobierno estadounidense, a través del Comité de Inversión Extranjera de Estados Unidos, debe revisar el acuerdo antes de que entre en vigor.

Microsoft, la gran derrotada

Durante los últimos meses varias empresas estadounidenses ha golpeado con fuerza la puerta de la empresa china. El pastel de controlar una de las aplicaciones más populares del momento, que cuenta con unos 400 millones de usuarios activos cada día, era demasiado suculento. Una de las más interesadas fue Microsoft. La compañía dirigida por Satya Nadella se alió con la cadena comercial Wallmart para lograr hacerse con el control de la «app» en Esados Unidos. Sin embargo, terminó abandonando la puja el pasado sábado, según reconoció la tecnológica estadounidense a través de un comunicado.

«ByteDance nos ha dicho que no nos venderá sus operaciones en EE.UU. Tenemos confianza en que nuestra propuesta hubiese sido buena para los usuarios de TikTok, y a la vez habría protegido los intereses de seguridad de EE.UU.», apuntó la compañía propietaria del sistema operativo Windows.

A finales de agosto, Trump apoyó públicamente la oferta de Oracle. Ellison celebró en el mes de febrero un acto de recaudación de fondos para la campaña de Trump, que se presenta a la reelección en las elecciones presidenciales que tendrán lugar en noviembre. Según Bloomberg, la directora ejecutiva de Oracle, Safra Catz, también apoya el esfuerzo de reelección de Trump. La compañía incluso se asoció con la Casa Blanca a principios de este año en un intento de rastrear los efectos del uso de hidroxicloroquina para tratar Covid-19.

 

oracle-kYY--620x349@abc

EL Gobierno libera de manera incompleta el código de la Radar Covid y sólo dela última versión de la «app»

El Gobierno ha liberado esta tarde el código fuente de Radar Covid, la aplicación de rastreo del coronavirus española que ya está funcionando, en mayor o menor medida, en 13 comunidades autónomas. Gracias a esto, cualquier persona que lo desee podrá comprobar el funcionamiento de la herramienta en su versión actual y el uso que hace de los datos que recopila. Esta información se comparte cuatro meses después de que comenzase un desarrollo en el que se han invertido 303 mil euros para que la empresa Indra lo llevase a cabo. Y el resultado lo deja claro: es incompleto.

«Se trata de un ejercicio de transparencia para que el funcionamiento de la aplicación pueda ser auditado de forma abierta y directa por parte de la ciudadanía. El objetivo es que cualquiera pueda remitir observaciones y sugerencias que contribuyan a mejorar esta herramienta», explica en un comunicado la Secretaría de Estado de Digitilización e Inteligencia Artificial (SEDIA).

La institución destaca, a su vez, que la liberación del código permite mostrar públicamente el funcionamiento interno de la aplicación. Entre las finalidades también figura que «la ciudadanía pueda tener confianza plena en que la seguridad y la privacidad han sido los principios centrales que sustentan la creación de esta herramienta para proteger contra la Covid-19». Era, además, una demanda por parte de la comunidad científica que la pasada semana publicó un manifiesto con más de cien firmantes solicitando al Gobierno que se conocieran las «tripas» de su funcionamiento para resolver dudas sobre su privacidad y seguridad. Al final, lo ha hecho y ha colgado en el repositorio GitHub toda la información.

Sin histórico

Expertos consultados apuntan que el análisis del código de programación, como el de Radar Covid, pueden llevar semanas. «De entrada no tenemos el histórico del trabajo realizado», valora a ABC Jorge J. Ramos, experto programador independiente, quien considera que «es una cagada» el hecho de que en «las gráficas empieza todo desde hoy». Según los análisis preliminares, la aplicación tiene «las claves públicas expuestas», una medida criptográfica para garantizar la privacidad.

Para Gemma Galdón, fundadora y directora de Eticas Research & Consulting, de momento se ha publicado una versión del código actual, «lo que es un buen inicio y la comunidad ya ha identificado elementos a mejorar y de riesgo». No obstante, dice, el manifiesto de la semana pasada establecía «unos estándares de transparencia que de momento no se cumplen, pero es posible que no esté aún toda la información en el repositorio. Habrá que esperar a ver si mañana completan la info. Confío que lo que hay no sea todo lo que se va a hacer público». También se ha dudado por parte de la comunidad científica si el código publicado es en realidad el que opera con la aplicación.

Durante las últimas semanas expertos y académicos españoles han lamentado que, hasta el día de hoy, el Gobierno no hubiese compartido el código fuente. Asimismo destacaban que en el momento en el que se hiciese debía ser de forma completa; incluyendo el historial desde el inicio del desarrollo. Precisamente, este era uno de los puntos clave del manifiesto firmado la semana pasada por más de dos centenares de científicos españoles pertenecientes a universidades nacionales y extranjeras.

A pesar de que el Gobierno solo ha tenido a bien compartir la última versión del código, SEDIA promete que en el futuro se publicarán las sucesivas actualizaciones conforme vayan estando disponibles las nuevas versiones de la aplicación. Quien quiera consultar el código de la herramienta puede hacerlo a través de este enlace.

Interoperabilidad y versiones en otras lenguas

El Estado, además, prevé iniciar en la segunda quincena de octubre las pruebas para la interoperabilidad de la aplicación de rastreo con las que existen de este tipo en otros países, según la vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño. Esto permitiría que las aplicaciones europeas pudiesen compartir información y, de este modo, mejorar las capacidades de rastreo del virus.

Asimismo, el organismo ha confirmado que, en los próximos días la herramienta seguirá recibiendo novedades. Entre ellas se encuentra la traducción de Radar Covid a otras lenguas cooficiales como parte de la implementación nacional –actualmente está disponible en castellano, inglés y catalán– o el cumplimiento de los estándares de accesibilidad para que la «app» sea usable para cualquier persona con discapacidad.

 

radar-kkSH--620x349@abc

Lista negra en Europa con las plataformas digitales que utilicen prácticas desleales

Poner límites a algunas prácticas de las grandes empresas tecnológicas. La Comisión Europea (CE) estudia incluir una lista negra de plataformas no comunitarias y nuevas herramientas de competencia para abordar los problemas del mercado digital en la nueva Ley de Servicios Digitales, que actualizará la normativa aprobada en el año 2000. El paquete de medidas, que se encuentra en consulta pública hasta septiembre, entrará en tramitación a final de año.

El objetivo es adaptar la directiva de comercio electrónico al actual contexto digital, que ha experimentado una rápida expansión en los últimos años, aunque promete ser garantista con el respeto de los derechos fundamentales de los consumidores. Entre las medidas propuestas se contempla introducir mecanismos para «atajar las deficiencias» competitivas del mercado «antes de que produzcan», evitando así el enquistamiento de prácticas monopolísticas por parte de los gigantes tecnológicos. Fuentes de la CE han señalado a ABC que uno de los grandes desafíos a los que se enfrentan es «acabar con la opacidad» de estas compañías que dificultan el trabajo de los reguladores.

La ley, que deberá debatirse en el Parlamento Europeo a final de año, exigirá que los países europeos que cuenten con una una fiscalidad más atractiva como Irlanda, sede fiscal de multinacionales como Facebook, «asuman su responsabilidad de controlar a las plataformas para proteger a los ciudadanos» de los países miembros de la Unión Europea. Desde el pasado 2 de junio hasta el próximo 8 de septiembre está programado un periodo de consulta pública para expresar distintos puntos de vista sobre aspectos de la normativa antes de la admisión en trámite parlamentario.

Aunque todavía se encuentra en fase de elaboración, Bruselas pretende crear una lista negra de prácticas desleales que no se consideran permisibles y serie de remedios para aplicarlos en el momento en el que se considere que una plataforma puede crear una deficiencia en el mercado. El marco legal para los servicios digitales no se ha modificado desde la adopción de la directiva de comercio electrónico en el año 2000, que permitió armonizar los principios básicos que permiten la prestación transfronteriza de servicios. Pese a que ha permitido crear un ecosistema digital fuerte, la CE también reconoce que se han producido abusos.

Fuentes de la CE reconocen que la nueva ley no va a poner un coto a las actividades de las compañías digitales pero sí desarrollar unas nuevas reglas del juego que se rijan por el principio de «proporcionalidad». De momento, y pese a las presiones de organismos internacionales, no se contempla medidas como «trocear» negocios de multinacionales como Amazon, que en los últimos años ha entrado de lleno en la producción audiovisual.

 

1425837059-k3tE--620x349@abc

Yiming, el hombre que está detrás de TikTok

TikTok ha pasado de ser el fenómeno mundial entre los adolescentes a ser un peligro público en menos de lo que canta un gallo. La plataforma de microvídeos ha causado tanta adicción en las nuevas generaciones que ya pasan casi tanto tiempo que viendo vídeos por YouTube. Las marcas se pirran por meter la cabeza en este servicio porque, entre esos divertidos y alocados vídeos, están sus futuros consumidores. Su dueño, sin embargo, es un hombre que ha hecho de la discreción un hábito, pero las últimas controversias con la aplicación ha florecido sus actividades. Y a Donald Trump no le gustan: le ha señalado de ser un instrumento al servicio del régimen chino.

La «app», que cuenta con más de 1.500 millones de usuarios en todo el mundo (en solo un año ha multiplicado por tres su audiencia), ha estado en el centro de la polémica en las últimas semanas. Estados Unidos le acusa de ceder datos de usuarios a servidores con un acceso privilegiado por el Partido Comunista ChinoEn junio el gobierno de India anunció el bloqueo de TikTok y otras 59 aplicaciones chinas al considerarlas «perjudiciales para la soberanía y la integridad del país». Este veto puede costarle 6.000 millones de dólares a Bytedance, el conglomerado chino propietario de varios servicios como TikTok.

El asunto ha ido a mayores: Estados Unidos ha dejado caer que haría lo mismo. El secretario de Estado Mike Pompeo ha señalado directamente a empresas originarias en el país asiático de estar «cediendo información a los comunistas chinos». Acusaciones que no han sentado nada bien al régimen chino y que amenaza su popularidad en los países occidentales. En medio del debate, TikTok ha confirmado al que retiraba su plataforma de las aplicaciones de Google y Apple en Hong Kong después de que las autoridades de Pekín aprobaran la nueva Ley de Seguridad Nacional.

STATISTA
STATISTA

En medio del huracán, un nombre, Zhang Yiming (Longyan, Fujian, 1983). Un Mark Zuckerberg chino. Hijo de una enfermera y un funcionario. En 2001 se matriculó en la Universidad de Nankai en Tianjin, donde se especializó en microelectrónica antes de su paso por ingeniería de software. Terminó sus estudios en 2005. En 2006, Yiming trabajó en la web de viajes Kuxun.

Dos años después entró en Microsoft, pero según medios especializados, se sintió demasiado presionado por las reglas corporativas de la compañía. Después quiso probar suerte en la creación de una «startup», 99fang, en 2009. Un servicio en el que fue observando cómo el consumo de contenidos a través de teléfonos móviles crecía rápidamente. Conocimientos que le llevaron a poner en marcha, en 2012, Bytedance.

Una empresa que ha llegado a tener una valoración bursátil de entre 90 mil millones de dólares y 100.000 millones de dólares. Yiming es un líder nato, según «Times».Tranquilo, de voz suave pero carismático. Un joven pero sabio, dicen sus empleados, quienes han asegurado que nunca pone límites. Sus ambiciones, según informa «The Telegraph», han generado preocupaciones en los niveles más altos del gobierno de EE.UU. A sus 37 años, ya saborea una fortuna. Es, según el índice elaborado por la revista «Forbes», la novena persona más rica del país.

También está detrás del agregador de noticias Toutiao, una de las aplicaciones más populares de China. La empresa, que no cotiza, tiene sede en Pekín. Facturó unos 40.000 millones de yuanes (5.640 millones de dólares) en el trimestre de enero a marzo, según Reuters. En aras de crecer y monetizar TikTok, fichó al exejecutivo de Walt Disney y responsable de la plataforma de «streaming» Disney Plus, Kevin Mayer, como nuevo consejero delegado de la plataforma.

 

ZhangYiming-ksCH--620x349@abc

Radar COVID : así funciona la aplicación de rastreos que se esta probando en La Gomera

Radar Covid ya está en marcha. Se trata de la aplicación de rastreo de coronavirus Covid-19 que el Gobierno ha puesto en marcha en una prueba piloto en La Gomera(Canarias). Una «app» que se ha desarrollado por Indra en los dos últimos meses y que está basada bajo el protocolo diseñado en la herramienta de Google y Apple. Se van a usar a unos 300 emuladores para simular que se produce una pandemia en el 10 por ciento de la muestra.

El ensayo durará dos semanas y constará de tres fases: la primera semana se dedicará a una intensa campaña de comunicación, sensibilización y formación a escala local. Y la monitorización se producirá a partir del 6 de julio con simulación de contagios y seguimiento. Una vez finalizado el piloto, previsto para el 20 de julio, las autoridades evaluarán la iniciativa y decidirán en los próximos meses si se escala a nivel nacional como medida adicional para combatir la propagación de la enfermedad.

El objetivo de esta aplicación, que no tiene geolocalización, es evaluar aspectos técnicos y de experiencia de uso del ciudadano, con el fin de optimizar el diseño de la aplicación y su grado de confianza. Además, servirá para calibrar el algoritmo de la app con el fin de garantizar la veracidad de las notificaciones. La prueba es un proyecto tecnológico y social basado en la colaboración ciudadana.

Interoperabilidad

Funciona en los dos sistemas operativos móviles más extendidos, Android e iOS. Ya evaluadas por Google y Apple, se ha publicado en sus respectivas tiendas. La primera en recibirla ha sido Android. Durante las pruebas realizadas, ABC ha podido comprobar que el sistema anima al usuario a activar el Bluetooth. El terminal necesita tener activado esta tecnología inalámbrica, utilizada para conectar dispositivos compatibles, para «recoger y compartir de forma segura» el ID o código de identificación aleatorio con otros teléfonos que estén cerca.

Cómo funciona

Radar Covid puede avisar al usuario si ha estado cerca de alguien que ha indicado que tiene síntomas de coronavirus. La herramienta avisa que se comparten con la «app» la fecha, la duración y la intensidad de la señal asociadas a las exposiciones. Si se permite que esté activa siempre en segundo plano, es posible que se reduzca la duración de la batería. Esta función se puede cambiar desde «Ajustes/Aplicaciones/Notificaciones».

En el primer vistazo, la «app» informa del nivel de exposición al que se ha sometido el usuario. En este caso, la prueba realizada por ABC señala que «Tu exposición es baja». Aún así, el propio sistema recomienda a los usuarios una serie de pautas comm mantener la distancia de seguridad estipulada en 1,5 metros, usar «siempre» mascarilla quirúrgica, lavarse las manos frecuentemente. También se incluye otras medidas como taparse la boca al toser o estornudar o usar pañuelos desechables.

Desde la pestaña «Enviar diagnóstico anónimo», el usuario puede introducir el código del test de Covid-19, la prueba PCR realizada por las autoridades médicas que deberán enviar a los pacientes infectados por la enfermedad. Este asunto es clave dado que, de esta manera, se podrá notificar a los usuarios que se aproximen en un rango cercano de que ha estado en presencia de una persona contagiada.

La privacidad, su gran desafío

El Gobierno promete, y así lo destacan en los términos de uso de la aplicación, que no se recogen ningún dato personal como nombre, dirección, edad, número de teléfono o correo electrónico. Tampoco se recopila información de la geolocalización. «No podemos determinar tu identidad ni saber las personas con las que has estado», aseguran desde el ministerio. De hecho, los datos se guardan en el propio dispositivo y la conexión con el servidor está encriptada. Además de esta objetivo, Radar Covid incluye varios métodos de contacto (teléfono, correo electrónico) para reportar incidencias.

 

radar-covid-ka4D--620x349@abc