Archivos por Etiqueta: inteligencia artificial

Una IA capaz de descrifar textos ilegibles de la Antigua Grecia

Una investigación llevada a cabo por la compañía de desarrollo de inteligencia artificial (IA) de Google Deep Mind, junto a la Universidad de Oxford, ha revelado que su IA es capaz de descifrar textos de la Antigua Grecia que se han dañado y que son casi ilegibles, ofreciendo resultados antes que los humanos y más precisos.

Como han explicado en su página web, los investigadores han utilizado un algoritmo llamado Pythia, que gracias a su red neuronal puede descifrar textos dañados o escritos a los que les faltan partes del texto, en cualquier formato, ya sea en papiro, grabado en piedra, arcilla o metal.

 Pythia ha demostrado que es capaz de ofrecer un texto predictivo con tan solo una tasa de error por carácter del 30,1 por ciento, bastante mejor que el 57,3 por ciento de error que tienen los historiadores y epigrafistas. Además, los investigadores han encontrado que en un 73,5 por ciento de los casos Pythia ha propuesto la secuencia de verdad básica en una de sus 20 hipótesis principales.

Este restaurador de textos está diseñado con el objetivo de ayudar a los historiadores, ya que les aporta distintas opciones de textos traducidos, además de que añade un valor de seguridad de que los textos están bien interpretados. Desde Deep Mind afirman que Pythia no se ha creado para acabar con el trabajo de los historiadores, sino que su fin es ser empleada como herramienta que facilita y respalda el trabajo de estos.

Para entrenar a Pythia, los investigadores recogieron inscripciones en griego en un formato que pudiera entender, además de incluir información sobre símbolos, sintaxis y estructuras de textos similares, para ayudar a Pythia a contextualizar y ofrecer unas predicciones más acertadas.

texto-griego-khv--1240x698@abc

Sony trabaja en un asistente de voz para la nueva PlayStation 5

Sony se encuentra trabajando en un asistente de voz basado en inteligencia artificial que permita a sus jugadores realizar peticiones a la propia videoconsola relacionadas con el contenido de sus juegos. El analista de la consultoría Niko Partners, Daniel Ahmad, ha revelado a través de su cuenta oficial de Twitter que Sony ya ha solicitado una patente para incorporar esta nueva funcionalidad.

El analista asegura en su publicación que se trata de un asistente de voz basado en inteligencia artificial, con el que el usuario podrá hacer una pregunta y «el juego responderá dinámicamente». De esta forma, pone de ejemplo que si el jugador pregunta por el paquete de salud más cercano para su personaje a través del asistente, este le marcará en el mapa dónde se encuentra.

En el texto de la patente se explica que se trata de un «método de asistencia para el juego», con el que la «información relacionada con una pluralidad de modos de juego de los jugadores para una aplicación de juego es recibida a través de una red en un servidor final». Explican que la información de la petición determinará el contexto del juego, que permitirá dar la respuesta más adecuada.

Así, «una respuesta a la petición y al actual contexto del juego se genera basada en la información relacionada con la pluralidad de modos de juego» y, seguidamente, «la respuesta se devuelve al dispositivo del jugador». En las imágenes que acompañan al texto de la patente, se muestra que el nombre de esta nueva funcionalidad será PlayStation Assist.

Los detalles sobre la próxima videoconsola de Sony se van desvelando poco a poco. En junio, el CEO de PlayStation, Jim Ryan, anunció que la nueva videoconsola permitiría el juego cruzado entre varias generaciones, de tal manera que los usuarios de PS4 podrán continuar jugando la misma partida del mismo juego en PS5. Además, Sony ya confirmó que contará con capacidad de cargar los juegos a una velocidad mucho más rápida, seguirá manteniendo una unidad óptica de discos y contará con un sistema de sonido envolvente.

 

ps5-k1MD--1240x698@abc

Los «deep fakes» llegan a la voz

La suplantación de identidad es una de las mayores preocupaciones de los ciudadanos. En una era en la que cualquiera puede abrirse un perfil en redes sociales para hacerse pasar por otra persona, los algoritmos de inteligencia artificial han alcanzado una notable perfección que, aplicado a contenidos multimedia, ha dado paso a un preocupante fenómeno que ya se conoce como « deep fakes». El problema es que se pueden manipular no solo vídeos con un sorprendente índice de realismo sino también la voz humana.

Un truculento caso ha permitido dar la voz de alarma ante una posible tendencia que, según los expertos, tiene todos los atributos para generalizarse en el futuro. Según desveló a finales de agosto el medio «The Wall Street Journal», un grupo de cibercriminales empleó un software basado en inteligencia artificial para hacerse pasar por la voz de un director ejecutivo y transferir, de manera fraudulenta, unos 220.000 euros de una empresa energética británica. La estafa se produjo en marzo, pero no ha sido recientemente cuando ha trascendido.

 Un ejecutivo de la compañía afectada pensó que estaba hablando por teléfono con su jefe, un director ejecutivo de la empresa matriz ubicada en Alemania cuyo nombre no ha trascendido. El ciberdelincuente le instó a enviar los fondos a un proveedor en Hungría. Se logró cometer la estafa a partir de la creación de voces sintéticas que replican las mismas ondas de una voz original. La estafa se pudo acometer también dado que la llamada telefónica coincidió con un correo electrónico enviado previamente que anticipaba la operación financiera.

Aunque tiene margen para perfeccionarse, según informa «La Vanguardia», este tipo de manipulaciones ha empezado a despertar las preocupaciones de ciudadanos y empresas de todo tipo. Estimaciones de la firma de seguridad Symantec apuntaron en julio un aumento de los ataques por medio de esta técnica de suplantación de voz. El pasado año, Google presentó una tecnología propia, Duplex, que es capaz de conversar con personas por teléfono. El objetivo con el que nació era ahorrar a sus usuarios el esfuerzo de llamar directamente. El software era capaz de imitar los principales atributos de la voz humana, desde el color, el acento, la entonación o la modulación.

Los expertos creen que estas técnicas van a crecer en los próximos años y, acompañados de la viralidad que brindan las redes sociales, puede anticipar la llegada de audios manipulados que pueden llegar a cambiar la interpretación de los hechos noticiosos. Sin embargo, apuntan a que a diferencia de los «deep fakes» de video se requiere de conocimientos avanzados y una tecnología muy sofistifada que no está al alcance de cualquiera.

Este tipo de sistemas funciona a partir de una inteligencia artificial que toma las principales características de la voz transformándola en una onda interpretable por un software. A partir de entonces es capaz de replicar desde la modulación, el timbre, el color o el sexo para generar una voz sintética que puede repetir palabras pregrabadas o producir frases desde cero. «Hay que tener mucho cuidado con las imágenes y audio porque no puedes creer lo que vemos», advierte a este diario Stella Luna, experta en seguridad informática y directora general de Pentaquark Consulting, quien asegura que los «deep fakes» de audio requieren de un soporte tecnológico que, en general, están al alcance por el momento de empresas.

En su opinión, dado que la sofisticación de la tecnología presenta diferencias notables entre las manipulaciones de vídeo y audio, el impacto también es distinto. No obstante, esta experta pronostica que este tipo de fraudes van a ir a más pero espera que los métodos de seguridad y de detección «vayan en paralelo».

 

1402241884-kpNF--1240x698@abc

¿Se puede ser inmortal digitalmente y seguir hablando con tus seres queridos?

Más de 45.000 personas se han apuntado a un proyecto desarrollado por la empresa Enternime que busca desarrollar un nuevo sistema de inteligencia artificial que recopile la huella de una persona, como las memorias, historias, pensamientos y hasta su voz. El objetivo es crear un avatar digital con el que puedan interactuar sus seres queridos cuando ya hayan fallecido.

Eternime, empresa con sede legal en Rumanía, promete a sus usuarios «volverse virtualmente inmortales» en la forma de avatar virtual, y su objetivo según aseguran en su página web es «preservar la eternidad de las memorias, ideas, creaciones e historias de miles de millones de personas».

Este servicio cuenta ya con una versión en fase beta a la que es posible inscribirse, y a la que hasta el momento se han suscrito más de 45.000 personas con el fin de convertirse en avatares digitales.

La aplicación «recopila los pensamientos, las historias y los recuerdos, los conserva y crea un avatar inteligente» con el aspecto de alguien, de forma que después de su muerte el resto de personas puedan seguir accediendo a sus recuerdos «casi como si estuvieran hablando» con el fallecido.

Chats de voz

Según recoge «The Washington Post», Andrew Kaplan, un hombre de 78 años de California (Estados Unidos), está dispuesto a convertirse en el primer hombre digital gracias a la startup HereAfter, que nació de la mano de James Vlahos, junto a Sonia Talati, cuando, al enterarse que su padre sufría cáncer, decidió crear «Dadbot», un bot de conversación que permitía a Vlahos continuar interactuando con su padre después de muerto.

En la página web de la startup se explica que «crea ‘chatbots’ interactivos, que comparten historias oralmente para que su legado pueda continuar vivo», y que para su herramienta han optado exclusivamente por chats de voz.

El sistema que sigue se basa en grabar a través de la voz la historia de la vida de una persona y guardarla en la nube, para después utilizar la Inteligencia Artificial conversacional y las plataformas de voz computacional de Alexa, de Amazon. Luego es esto sirve «para compartir estas historias con los miembros de la familia y amigos», afirman en la web.

El usuario tendrá que hacer una pregunta, comentario o solicitud al avatar correspondiente y este le contestará con respuestas grabadas extraídas de «sus historias reales, canciones y dichos» con sus voces reales. Además, en el medio citado recogen que la compañía utilizará un sistema de suscripción mensual por el que los usuarios tendrán que pagar una cuota mensual para poder acceder a los ‘bots’ de sus seres queridos. Vhalos ha confirmado al medio que planea lanzar la aplicación de manera pública el año que viene. Los usuarios ya pueden solicitar el acceso a su versión beta desde la página web, para cuando esté disponible.

inteligencia-artificial-k4YC--1240x698@abc

Los drones Primer Air de Amazon ya son más inteligentes y esquivan bandadas de pájaros.

Amazon lleva años trabajando en Prime Air, su propio servicio de drones repartidores. Fue en 2017 cuando el gigante del comercio electrónico presentó su sistema de aviones no tripulados que, por entonces, estaba a la espera de una legislación. Desde entonces, la compañía que dirige Jess Bezos ha estado madurando la idea, mejorándola, y en los próximos meses -sin concretar fecha- se pondrán en marcha.

Es lo que ha asegurado este miércoles Jeff Wilke, máximo responsable del área de consumo de la compañía, en Las Vegas, donde ha participado en la conferencia de Inteligencia Artificial (IA) re:MARS, organizada por Amazon.

Este evento ha sido el elegido por la compañía para presentar sus último diseño de drones Prime Air. «¿Podemos entregar paquetes a los clientes aún más rápido?», se planteó Amazon. «Creemos que la respuesta es sí, y una forma de conseguirlo es siendo pioneros en la tecnología de drones autónomos», apuntó Wilke.

«Hemos estado trabajando muy duro para construir drones totalmente eléctricoscapaces de volar hasta 15 millas (24 km) y entregar paquetes de menos de 5 libras (2,26 kg) a los clientes en menos de 30 minutos», aseguró el responsable. Se trata de una forma rápida y eficiente de entrega de paquetes que se pondrá en marcha «en cuestión de meses». Jeff Wilke no especificó fecha y tampoco en qué países se pondrá en marcha.

Los nuevos drones han sido mejorados en tres aspectos: eficiencia, estabilidad y, lo más importante, en seguridad. Su diseño híbrido le permite «hacer despegues y aterrizajes verticales, como un helicóptero. Y es eficiente y aerodinámico, como un avión. También transita fácilmente entre estos dos modos», explicó.

Estos aviones no tripulados han abandonado el formato cuadricóptero. Ahora, cuentan con seis alas, cubiertas totalmente por cuestiones de seguridad. Pero además, están protegidas para hacer el vuelo más eficiente y estable, incluso con ráfagas de viento.

Drones inteligentes

«Sabemos que los clientes solo se sentirán cómodos recibiendo entregas de aviones no tripulados si saben que el sistema es increíblemente seguro. Por lo tanto, estamos construyendo un avión no tripulado que no solo es seguro, sino que también utiliza las últimas tecnologías de inteligencia artificial (AI)», apuntó Wilke .

Es decir, los drones son inteligentes. Han sido entrenados mediante «machine learning» (aprendizaje automático), de tal manera que saben cómo reaccionar ante imprevisto en el trayecto.

Durante el vuelo, según explicó Wilke , los drones «deben ser capaces de identificar objetos estáticos y en movimiento provenientes de cualquier dirección». Por ello, están dotados de diversos sensores y algoritmos avanzados para detectar objetos estáticos como una chimenea, edificios, puentes, monumentos… Pero también son capaces de detectar objetos en movimiento, como un parapente o un helicóptero, utilizamos algoritmos de aprendizaje automático y de visión por computadora.

A la hora de aterrizar, el dron utiliza una visión estereoscópica para hacerlo en un lugar seguro, libre de personas, animales u obstáculos, junto a «sofisticados algoritmos de inteligencia artificial entrenados para detectar personas y animales desde arriba», apuntó.

Hacia la sostenibilidad

«El patio de un cliente puede tener tendederos, cables telefónicos o cables eléctricos -continuó-. La detección de cables es uno de los desafíos más difíciles. Mediante el uso de técnicas de visión artificial que hemos inventado, nuestros drones pueden reconocer y evitar los cables a medida que descienden y ascienden del patio de un cliente».

Por último, el responsable apuntó con el impacto ambiental que tendrá su sistema Amazon Prime Air. Es algo con lo que están «encantados» porque es una de las muchas iniciativas de sostenibilidad para ayudar a lograr Shipment Zero, el programa de la compañía cuyo objetivo es reducir al menos al 50% las emisiones de carbono de sus envíos para 2030.

«Nuestros drones son seguros, eficientes, estables y buenos para el medio ambiente. Y estamos emocionados de estar cerca de nuestro objetivo», concluyó.

jeff-wilke-amazon-prime-air-remars-june-2019-kOyD--620x349@abc