Archivos por Etiqueta: netflix

Un centenar de tecnológicas tuvieron acceso a los mensajes privados de Facebook

Es el segundo año negro de Facebook y no podía acabar la temporada sin otra revelación de importancia. A los sucesivos escándalos hay que sumar otra mancha a su expediente: la red social compartió más datos personales de sus usuarios con empresas tecnológicas como Microsoft, Amazon, Spotify o Netflix de los que se habían dado a conocer hasta ahora, lo que permitió consultar incluso los mensajes privados de los usuarios.

Un hecho que, según ha desvelado «The New York Times» tras analizar documentos internos de la compañía, alcanzó a unas 150 firmas tecnológicas. Lo hizo sin el consentimiento explícito de sus usuarios. Y, para ello, la multinacional presidida por Mark Zuckerberg amplificó aún más su modelo de negocio basado en la publicidad segmentada y personalizada. Lo que realmente pone en duda sus verdaderos esfuerzos en proteger a las personas que dan vida al servicio. Tan solo sus usuarios son un mecanismo para aumentar sus ingresos. No solo vendió sus datos; los regaló.

Facebook, que acumula unos 2.250 millones de usuarios en todo el mundo, autorizó sibilinamente y con el desconocimiento de los usuarios varios modelos de acceso a información: a través de las alianzas con los sistemas operativos móviles, mediante un sistema personalizado en función de los intereres de cada compañía externa y, por último, alianzas temporales para lograr un fin como contribuir al crecimiento de la masa de usuarios de una platafoma. Bing, el conocido buscador de Microsoft, pudiera revisar los nombres de los contactos en la red social. No fue lo único: a los servicios de «streaming» Spotify y Netflix les dejó vía libre a leer los mensajes de los usuarios.

Una medida encaminada a conocer aún más sus gustos y aficiones, que realizó con tres tipos de acuerdos. Un auténtico «Gran Hermano» que viene a echar más leña al fuego. Mientras la red social cerraba el grifo a aplicaciones como las empleadas por Cambridge Analytica, que procesó millones de perfiles para intentar influir en las elecciones presidenciales de 2016, firmaba acuerdos con otras empresas para entrar hasta la «cocina» de su plataforma. Unos acuerdos que han estado vigentes hasta bien entrado 2017 y durante un tiempo en el que ha defendido la privacidad de sus usuarios.

La empresa se defiende

Otro escándalo mayúsculo que vuelve a hacer reflexionar la estructura de monitorización orquestada para conocer todo lo que se pueda de las personas. Este secreto ahora aireado deja entrever que el caso de Cambridge Analytica ha sido pecata minuta en comparación con la cantidad de datos que han tenido los «socios» más importantes de Facebook.

Mediante acuerdos bilaterales secretos, la plataforma permitió, también, que Amazon pudiera consultar sin el permiso de sus usuarios el nombre, información de contacto, entre otras cosas, al igual que dejó a Yahoo. El problema, además, es que estas prácticas sucedieron hace escasamente poco tiempo. La compañía estadounidense ha segurado que no ha encontrado evidencias de abuso por parte de sus socios.

La red social, sin embargo, ha defendido este año que había dejado de permitir a empresas de terceros consultar los datos de sus usuarios después de intentar defenderse de los reiterados escándalos. En respuesta a esta revelación, Steve Satterfield, director de privacidad de Facebook, ha apuntado que ninguno de estos acuerdos «violó los acuerdos de privacidad o los compromisos con los reguladores federales». En la misma línea se ha explicado Konstantinos Papamiltiadis, director de Plataformas y Programas para Desarrolladores de Facebook, que en un comunicado ha insistido en que «ninguna de estas asociaciones o características dio a las compañías acceso a la información sin el permiso de las personas».

Primeras reacciones

Las compañías tecnológicas relacionadas con este caso han empezado a salir al paso de las acusaciones. Una de ellas, Netflix, que ha asegurado a ABC que pese a haber contado con una función (2014) que permitía recomendar programas de televisión y películas a sus amigos de Facebook, en «ningún momento» se accedió a los mensajes privados de la gente en Facebook y «ni pedimos la posibilidad de hacerlo».

Amazon también se ha desmarcado del escándalo al asegurar que solo utiliza los datos proporcionados por esa red social para «habilitar las experiencias de Facebook» en sus productos. «Amazon utiliza las API (interfaces de programación de aplicaciones) proporcionadas por Facebook para habilitar las experiencias de Facebook para nuestros productos. Por ejemplo, dar a los clientes la opción de sincronizar los contactos de Facebook en una tableta de Amazon», ha asegurado la compañía de comercio electrónico en un comunicado. «Utilizamos la información -prosiguió- solo de acuerdo con nuestra política de privacidad».

El Royal Bank of Canada (RBC), también implicado, ha emitido un comunicado en el que señala que «el uso de la plataforma de Facebook fue limitado al desarrollo de un servicio que permitió a los clientes a facilitar pagos a sus amigos en Facebook». La entidad se defiende al explicar: «No tuvimos la capacidad de ver los mensajes de los usuarios. Cancelamos el servicio en 2015 y nuestro acceso limitado, que fue utilizado estrictamente para permitir pagos a nuestros clientes, terminó en ese momento».

«Lo que muchas compañías no se dan cuenta es de que ellos puede que no quieran esos datos más que para “mejorar sus productos y la experiencia de los usuarios”, pero el peligro es que existan y se hayan compartido, hasta que vengan otros no tan bien intencionados, que les den usos mucho peores»

Para Borja Adsuara, jurista experto en derecho digital, esta revelación era vox populi y viene a confirmar la necesidad de considerar si darse de baja en este tipo de redes sociales o, al menos, navegar mediante la función anónima habilitada en algunos navegadores de Google Chrome o Firefox. «Espero que a partir de ahora se empiece a desarrollar otra red, con otras aplicaciones, que respeten la intimidad», apunta a este diario.

«Lo que muchas compañías no se dan cuenta es de que ellos puede que no quieran esos datos más que para “mejorar sus productos y la experiencia de los usuarios”, pero el peligro es que existan y se hayan compartido, hasta que vengan otros no tan bien intencionados, que les den usos mucho peores. Porque poco pasa para lo que podía pasar. Pero es cuestión de tiempo», añade. «enemos el ejemplo del Gobierno chino, con el que están obligadas a colaborar las empresas tecnológicas: chinas y extranjeras, si quieren operar en el apetecible e inmenso mercado chino», sugiere.

35174669-kftE--620x349@abc

Estos son los códigos secretos de Netflix para ver miles de series y películas

Abrir Netflix y elegir película o serie puede ser una ardua tarea. En el menú de inicio aparecen, aparte de contenido que no has terminado de visualizar, recomendaciones en base al historial de cada usuario con un porcentaje creado por un algoritmo. Sin embargo, hay veces que apetece ver películas de este o aquel actor, de un movimiento determinado, de una época concreta o de un género como «animes románticos». Normalmente, debes buscar un título determinado o navegar dentro de categorías muy generales. Pero, ¿sabías que Netflix tiene más de 27.000 categorías secretas que segmentan mucho más las búsquedas?

Un post en Finder.com  ha recopilado miles de los códigos que te llevarán directamente hacia el tipo de contenido que buscas, desde géneros tan específicos como «documentales religiosos» a «dramas cerebrales», si bien la segmentación puede ser mucho mayor. Para ello, solo hay quehttp://www.netflix.com/browse/genre/xxxxxxx y, en lugar de las «xxxxxxx», poner el código correspondiente.

Pero para que te sea más fácil la búsqueda, aquí tienes algunos de los códigos más buscados. Se recomienda usar con moderación.

 

Acción y Aventuras (1365)

Películas de acción asiáticas (77232)

Clásicas de Acción y Aventuras (46576)

Comedias de Acción (43040)

Thrillers de Acción (43048)

Aventuras (7442)

Sobre Cómics y Superhéroes (10118)

Del Oeste (7700)

Acción y Aventuras de Espías(10702)

Acción y Aventuras Policiacas (9584)

Artes Marciales (8985)

Acción y Aventuras Bélicas (2125)

 

51773247-kQVG--510x287@abc

El algoritmo de Google priorizará entre sus resultados, los de aquellos medios a los que estés suscrito

Google es el mayor (y principal) buscador de contenidos en internet. Para muchos internautas es, incluso, su principal puerta de entrada al mundo virtual y al conocimiento. Su hegemonía es indiscutible a pesar de los esfuerzos de otros servicios como Bing o Yahoo. Una situación que le permite manejar a su antojo el algoritmo informático que se encarga de organizar los resultados de búsqueda.

Esa fórmula matemática que permite posicionar los diferentes resultados en función del criterio de búsqueda introducido por los usuarios sirve de puente a las audiencias. Y el gigante estadounidense, a lo largo de su larga ya existencia, lo ha ido modificando continuamente en función de sus intereses. Uno de los posibles nuevos movimientos puede representar, sin embargo, un punto de inflexión en las técnicas de posicionamiento web diseñadas, sobre todo, por los medios de comunicación.

Según desvela «Bloomberg», el gigante de internet está preparando un importante cambio en su algoritmo de búsqueda para darle mayor prioridad (es decir, que aparezcan antes en las páginas de búsqueda) a los contenidos informativos pertenecientes a medios y periódicos que dispongan de suscriptores. Así, según las primeras filtraciones que se han aireado, los usuarios de Google que están suscritos a determinados periódicos se encontrarán que los artículos de esas publicaciones aparecen más arriba en los resultados de búsqueda.

Un escenario que, según los expertos, forma parte de los esfuerzos de la compañía norteamericana en potenciar a los medios en su estrategia de «localizar y retener lectores de pago». De momento, no ha trascendido si este paso se dará este mismo año y tampoco si se aplicarán a todos los países. Tampoco se sabe si será un cambio unilateral en donde las empresas mediáticas deberán adaptarse o se tratará de una serie de herramientas de cara a lograr una rentabilidad de sus lectores.

Los expertos insisten en la idea que estas posibles medidas de Alphabet, empresa matriz de Google, están enfocadas a reducir el impacto y difusión de las llamadas «fake news» o «noticias falsas», que en el último año han enturbiado la percepción social de las redes sociales después de las polémicas elecciones presidenciales de EE.UU. «Google siempre busca la relevancia de los resultados, y parece que ha asumido que si estás suscrito a ciertos medios no sólo no te importaría que saliesen antes en tus resultados de búsqueda sino que lo agradecerías, de hecho esta medida podría ayudar en la lucha contra las “fake news”, porque si un usuario se encuentra suscrito a un medio es porque a priori confía en su criterio editorial», considera en declaraciones a este diario Ismael El-Qudsi, director general de la consultora especializada Internet República.

Además de este posible impacto, con esta medida la compañía «puede ganar un punto con los medios», ya que a juicio de este experto «compartiría datos con ellos sobre qué usuarios estarían más dispuestos a suscribirse» a dichos medios.Aunque también existen otras fórmulas en las que está trabajando. «Google podría estar planteándose ofrecer a los medios nuevas opciones para monetizar sus contenidos, como la posibilidad de hacer micropagos por cada artículo de un medio que los usuarios de Google quieran leer», sugiere.

No es la única que está trabajando sobre su influencia en los contenidos informativos. Facebook, la mayor red social del mundo, también ha introducido recientemente cambios importantes en su algoritmo de News Feed de cara a reducir la visibilidad de las informaciones publicadas por las páginas de empresa y medios de comunicación, aunque ha anunciado un proyecto para darle mayor relevancia a las noticias hiperlocales. El área de las noticias tampoco ha pasado de largo en Apple, la mayor empresa de tecnología de consumo del mundo, que cuenta con su propia aplicación News y, recientemente, ha reforzado esta estrategia con la compra de Texture, un servicio de revistas digitales considerado como el «Netflix de las revistas».

32794692-kwgC--1240x698@abc

Ataque masivo a usuarios españoles de Netflix para robar sus cuentas

La compañía de ciberseguridad Panda Security ha detectado un ataque masivo a cientos de usuarios en España y Estados Unidos. El «phishing» -incidente en el que los ciberdelincuentes se hacen pasar por la compañía para que el cliente les facilite sus datos- se propaga por medio de un correo electrónico con el asunto «Notice – Document», seguido por una serie de números como «941-4259». En este mensaje, que «suplanta con bastante acierto la identidad corporativa de Netflix», aseveran desde la empresa de seguridad, los piratas informáticos piden la verificación de los datos de acceso de los usuarios a la plataforma audiovisual.

El mensaje pide que se actualicen los datos de pago de la cuenta, por lo que los delincuentes podrían hacerse, además de con el usuario, email y contraseña, con información bancaria.

Sin embargo, el enlace no dirige a los usuarios a la web de Netflix, sino a una página falsa. La mayor amenaza de este ataque no es que los ciberdelincuentes roben los datos de acceso para ver películas y series de forma gratuita, ni siquiera que vendan las cuentas ursurpadas a terceros para que puedan consumir contenidos audiovisuales a tu costa.

«El verdadero riesgo es que los delincuentes revenden todas estas cuentas en el mercado negro. Además, pueden llegar a llevar a cabo ataques a mayor escala, ya que la mayoría de usuarios reutiliza sus contraseñas y, seguramente a través de los datos robados, otros piratas informáticos puedan llegar a sus cuentas de correo y redes sociales. Detrás de estos ataques hay bandas organizadas de ciberdelincuentes que van a por dinero», advierte Luis Corrons, Director Técnico de PandLabs, el laboratorio contra ataques informáticos de Panda Security.

Otro de los problemas es la debilidad en la seguridad de muchas contraseñas. Desde Panda Security alertan que muchos usuarios utilizan las mismas claves para diferentes cuentas (un reciente estudio afirma que el 10% de los españoles lleva a cabo esta práctica), por lo que est ataque podría derivarse no solo en que roben tu cuenta de Netflix, sino que se de acceso a otras plataformas, incluidos bancos.

La respuesta de Netflix

Desde la popular plataforma de vídeos afirman que ataques de este tipo se repiten con frecuencia en todo el mundo: «Desafortunadamente, estas estafas son comunes en internet y se dirigen a marcas populares como Netflix y otras compañías con grandes bases de clientes para atraer a los usuarios a que den información personal», han afirmado fuentes de la compañía a ABC.

La compañía no ha avanzado ninguna acción especial ante este incidente, que podría comprometer la seguridad de las contraseñas y datos de sus usuarios.

phishing-kJs--620x349@abc

Te has preguntado alguna vez, ¿qué ocurre durante un minuto en internet?

Casi la mitad de la población mundial utiliza Internet, es decir, que cada día, unos 3.700 millones de personas se conectan a la red para comunicarse, informarse o entretenerse. Cada año, los infógrafos Lori Lewis y Chadd Callahan, de Cumulus Media, realizan un estudio en el que analizan lo que ocurre en internet durante un minuto, y estas son sus conclusiones sobre el uso de la red en 2017:

– 3,5 millones de usuarios realizan búsquedas en Google.

– Se envían 452.000 tuits.

– Se suben 46.200 fotos a Instagram.

En Netflix, se visualizan 70.017 horas de contenido.

– En Snapchat se crean 1,8 millones de snaps.

– Un total de 15.000 GIFs se envían por Messenger.

– En Linkedin, se generan 120 perfiles profesionales.

– En Spotify se reproducen 40.000 horas de audio.

– Los usuarios envían 156 millones de correos y 16 millones de SMS.

– Se pasan 990.000 de swipes [vistazos de perfiles] en Tinder.

– App Store y Google Play registra 342.000 aplicaciones descargadas.

– En YouTube se reproducen 4,1 millones de horas de vídeo.

Según la agencia We Are Social, 2.789 millones de personas utilizan las redes sociales. Casi la totalidad de ellos, 2.549 millones, lo hacen en el móvil

1505297770_876436_1505299403_miniatura_normal