Archivos por Etiqueta: samsung

Problemas en algunos smartphones de Samsung con la última actualización de android.

La actualización a Android Marshmallow ha llegado a Samsung, pero con problemas. Al parecer algunos usuarios de Galaxy S6, Galaxy S5, Note 5 y Note 4 han perdido el acceso a su terminal al completar el proceso. Al finalizar la instalación, sus teléfonos no reconocían huellas dactilares ni contraseñas de desbloqueo.

Si eres uno de los afectados y dispones de una cuenta de Samsung, podrás recuperar el acceso a tu dispositivo accediendo al sitio webfindmymobile.samsung.com, y si todavía no has hecho la actualización y tienes uno de estos Galaxy, podrás ahorrarte el problema desactivando el bloqueo de seguridad antes de empezar el proceso, ya que, aunque se desconoce la causa del problema, todo apunta a un error de la activación del nuevo cifrado de Android Marshmallow.

14653214061483

La pantalla flexible y enrollable de Samsung, podría estar lista el año que viene.

Samsung, según ha publicado «Slash Gear», trabaja en una nueva pantalla flexible En realidad se trata de un prototipo que la compañía ha presentado en la «Display Week 2016», una feria en la que se dan cita los grandes del sector que acaba de celebrarse en San Francisco (EE.UU.).

Se trata de una pantalla flexible OLED de 5.7 pulgadas y solo 0,3 mm. de grosor que podría lanzarse al mercado el año que viene. No es la primera vez que Samsung centra sus esfuerzos en este tipo de pantallas. En el Galaxy Note Edge o Galaxy S7 Edge eran curvas.

Con apenas 5 gr. de peso, una resolución de 1920 x 1080 píxeles y densidad de 386 ppp, «Slash Gear» asegura que la pantalla se puede doblar tanto que, para guardarla en el bolsillo, basta con enrollarla.

Sin embargo, como muy puntualiza el portal, de llevarse a la realidad, esta pantalla no resultaría tan sorprendente. Al agregarle la batería, una película protectora y demás elementos, dejaría de ser tan fina y flexible. Por tanto, sería mucho más complicada de enrollar.

samsung-pantalla--420x236

El smartphone que se puede doblar por los lados, cada vez más cerca.

Uno de los conceptos más rompedores de estos últimos años en la tecnología de consumo es el de las pantallas flexibles aplicadas a dispositivos plegables. Aunque se han dado pasos importantes en esta dirección, las pantallas enrollables y totalmente flexibles comerciales son, aún, un sueño. Se ven algunos avances interesantes en esta materia.

La firma Oppo ha desvelado el prototipo de teléfono móvil inteligente que tiene un panel ligeramente flexible que permite plegar el terminal, según desvela el medio chino «MyDrivers», que apunta que el proyecto se inició en agosto del pasado año. El teléfono en cuestión tiene unas 7 pulgadas de pantalla y el chasis incluye unas bisagras para poder doblarse.

No es el único fabricante que intenta innovar en este aspecto. Samsung presentó su tecnología para este campo hace dos años junto con un espectacular concepto de híbrido de «tablet» y «smartphone», pero aún seguimos esperando. Con Project Valley, la multinacional surcoreana experimenta un «smartphone» plegable que permitiría doblar el teléfono por la mitad, que podría llegar al mercado el próximo año.

El modelo curvado Galaxy Round fue uno de los primeros avances en este terreno de pantalla curvadas, extendida en las versiones Edge de los Galaxy S7 actuales que tienen los laterales curvados para mostrar cierta información, aunque siguen siendo paneles rígidos.

oppo--620x349

El smartwatch de Samsung que proyecta las teclas en tu mano.

Puede que en algún tiempo los relojes inteligentes como están concebidos actualmente sean una prueba arcaica del intento de la industria por lograr un nuevo centro de la vida digital. Puede, también, que ese espacio que dominan los teléfonos móviles inteligentes se estire a otro tipo de dispositivos. La experimentación y los avances tecnológicos vuelven a dibujar un futuro hiperconectado.

Y los movimientos de cada empresa muestran un camino interesante. La Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos (USPTO) ha recibido unapatente solicitada por la firma surcoreana Samsung que describe undispositivo de muñeca que permite la proyección táctil, es decir, un mecanismo que muestra en la piel los botones y pueden ser accionados por gestos como si se tratase de un teclado físico.

Se trata, pues, de un diseño innovador en caso de salir adelante, ya que hay que insistir que la guerra de patentes es muy habitual en esta industria y no por ello implica que vaya a haber una versión comercial en un futuro. Esta tecnología de visualización se apoya en un sistema para presentar imágenes en forma de interfaz de usuario sobre el dorso de la mano. Un mecanismo curioso y original que abriría las puertas de una nueva forma de interactuar con las máquinas.

Desde las imágenes, según describe la patente, se podrán controlar algunas funciones, escribir desde un teclado virtual e, incluso, dibujar con los dedos. Las imágenes que acompañan la descripción muestran el potencial de esta tecnología que, incluso, podría adaptarse a cualquier superficie plana, como una mesa, pared o panel. No obstante, los teclados virtuales proyectados no son algo nuevo. Celluon, Brookstone o Hammacher han presentado en los últimos años sendas propuestas similares.
Samsung-smartwatch-concept-USPTO--620x349

 

Empieza la cuenta atrás hacia los ojos inteligentes.

Da la sensación que, actualmente, todo es inteligente en la industria de la tecnología. Todo debe ser «smart» para atraer y ser revolucionario. Aún no se han popularizado los dispositivos «wearables» -vestibles, en español- en la sociedad pero se plantean nuevos desafíos, algunos de ellos difícilmente insalvables en el momento presente. El próximo reto es dotar de funciones electrónicas a las lentillas y, por extensión, a los ojos humanos.

Valga la redundancia, se experimenta con lentillas capaces de «ver» más allá de la mera realidad. Aún en fase de conceptualización y diseño, firmas como Google, Samsung o Sony han comenzado a probar suerte en con sus propuestas. La guerra de patentes abre un nuevo espacio con dispositivos electrónicos aún más diminutos de los que se conocen actualmente. ¿Será real algún día? ¿Cómo de real son este tipo de ingenios?

Así, Sony ha conseguido una patente que describe un sistema fotográfico en forma de lentilla, que permitiría en un futuro tomar imágenes en función de la presión del párpado al pestañear. Una microcámara casi imperceptible se colocaría sobre la pupila sin alterar el campo de visión. El resto de elementos como las lentes, el sistema de procesamiento y el sensor fotográfico se aplicaría a lo largo de la lentilla, que permitiría incluso hacer zoom.

Mejorar la visión humana es la senda por la que comenzó a caminar un grupo de investigadores de la Universidad de San Diego y la Escuela Politécnica Federal de Lausana (Suiza), que en 2013 desvelaron un proyecto de lentilla telescópica de un grosor de 1.17 milímetros que permite hacer zoom de 2.8x. En este caso, la idea es una zona central para ver de forma normal y una superficial cercana al borde que actúa como mecanismo para ampliar la imagen, como si tuviera una especie de prismáticos dentro del globo ocular.

Todo un reto por el que otras firmas como Google incluso estudia como herramienta destinada al campo de la salud. Una patente presentada por el gigante de internet en 2014 anuncia un sistema de lentilla de contacto capaz de medir la glucosa de una persona en aras de ayudarle en la diabetes, una enfermedad que padece un 13% de la sociedad española, según la Organización Mundial de la Salud. En un giro hacia el terreno del consumo, la multinacional americana que desde su división de proyectos experimentales perfila el futuro ha presentado recientemente otra patente de lentilla con una microcámara que, a su vez, permitiría corregir problemas de visión del usuario, según desvelaba recientemente el medio especializado «Portal Bolt».

Hacia ese mismo concepto ha pensado Samsung, que en su carrera por la innovación, registró recientemente una patente que propone unas lentes de contacto con cámara para proyectar imágenes de realidad aumentada. La patente fue introducida por primera vez en el sistema de propiedad industrial de Corea del Sur en 2014. Según la descripción, este pequeño dispositivo estaría dividido en varias capas y llevaría antenas que se sincronizarían para enviar datos entre la lente y el dispositivo móvil.

Lograr una «supervisión» es una de las obsesiones en DARPA (Agencia de Investigación de Proyectos Avanzados de Defensa), que dio a conocer hace cuatro años una iniciativa para desarrollar lentillas de alta tecnología desde donde transferir información en tiempo real, como si se tratasen de unas gafas de realidad aumentada como las célebres Google Glass, proyecto por cierto congelado como producto de alto consumo. Mediante el envío de texto y objetos virtuales superpuestos los soldados serían capaces de disponer de datos relevantes en el combate.

novartis--620x349